En un mes se cometieron detenciones ilegales, se vulneró el Estado de Derecho y garantías constitucionales de las personas

   

En un mes se cometieron detenciones ilegales, se vulneró el Estado de Derecho y garantías constitucionales de las personas

El CONADE expresa que desde el 13 de marzo el gobierno de Luis Arce viene implementando una operación política y represiva, que siendo un conjunto de actos ilegales y de fuerza ha fracasado en su intento de generar un clima de miedo y una matriz comunicacional en torno a un inventado y supuesto “golpe de Estado” que pretende ser impuesto al pueblo boliviano y a la opinión internacional a través de acciones judiciales represivas que son a todas luces insostenibles.


En un mes se cometieron detenciones ilegales, se vulneró el Estado de Derecho y garantías constitucionales de las personas

El CONADE expresa que desde el 13 de marzo el gobierno de Luis Arce viene implementando una operación política y represiva, que siendo un conjunto de actos ilegales y de fuerza ha fracasado en su intento de generar un clima de miedo y una matriz comunicacional en torno a un inventado y supuesto “golpe de Estado” que pretende ser impuesto al pueblo boliviano y a la opinión internacional a través de acciones judiciales represivas que son a todas luces insostenibles.

En este contexto el CONADE expresa:

1. Cometiendo delitos contra las garantías constitucionales de las personas en su detención y procesamiento no se puede fundar juicios independientes y legales
Después de muchos años, recordando a las dictaduras, desde hace un mes muchas personas fueron detenidas a media noche, sin orden legal, trasladadas a La Paz en aviones, lo que vulnera las garantías constitucionales. Una cacería judicial en plena democracia.

2. Si no hubo golpe de Estado no puede existir terrorismo, sedición y conspiración

El debido proceso no sólo es cumplir con las formalidades de ley, sino que los supuestos delitos por los que se te acusan guarden relación con la realidad. Esto no sucede en Bolivia en los casos que vemos hoy día.

Las personas acusadas de terrorismo, sedición y conspiración afrontan una acusación que no se ajusta a la realidad. En Bolivia hubo un proceso
constitucional transitorio de consenso, por lo tanto, la causa es armada, impuesta y en consecuencia las personas ilegalmente detenidas deben quedar en libertad para defenderse.

3. Ningún juez podrá establecer que “hubo golpe de Estado”

El Ministro de Justicia Iván Lima se equivoca cuando piensa que un juez puede establecer si hubo golpe de Estado o no en Bolivia. Esa es una pretensión ingenua al mismo tiempo de mal intencionada.

Las autoridades que están cometiendo estas violaciones deberán ser investigadas y -en cada caso- sancionadas acorde a la ley.

4. Las investigaciones y procesos por violaciones a derechos humanos deben ser para todos los responsables

El CONADE reitera que la justicia debe ser independiente, imparcial para investigar y procesar a todos los involucrados en la crisis emergente del fraude electoral del 20 de octubre de 2019 y los conflictos posteriores que llegaron hasta las muertes causadas por el llamado “bloqueo del oxígeno” previo a las elecciones de octubre del 18 de octubre de 2020. No habrá impunidad alguna.

Para el cumplimiento de lo anterior exigimos juicios justos pero para ello es indispensable se realicen cambios profundos en el sistema de justicia enfocado en reformas que permitan que jueces y fiscales obren de manera independiente y sin temor a sufrir represalias. Para ello es necesario entablar un diálogo nacional que permita buscar salidas institucionales en consenso con la sociedad civil.

5. CONADE ratifica la ruta crítica para pacificar el país

Libertad inmediata para las personas indebidamente procesadas; abrogación del Decreto Presidencial de Amnistía e indulto; abrogación de la Ley de Emergencia Sanitaria; abrogación de la Resolución Ministerial 068/2021 que crea un mercado ilegal y paralelo de hoja de coca en La Paz; reforma de la Justicia y del Ministerio Público; finalmente juicio a los responsables por la violación a los derechos humanos en Bolivia. Este es el camino para la verdadera pacificación del país.

Bolivia, 13 de abril de 2021, por el Comité Ejecutivo