Del Tipnis depende la revocatoria de mandato de Evo y Linera

01.May.12    TIPNIS
    ()

Del Tipnis depende la revocatoria de mandato de Evo y Linera

El conflicto social que acontece en Bolivia se debe al carácter implosivo que le da las acciones del gobierno del MAS a su propio proceso. La revocatoria de mandato es una salida, compleja evidentemente, pero que se puede convertir en un instrumento para revolucionarizar la lucha del pueblo boliviano y definir esta situación de anomia a la que hemos llegado.

\"tipnis


Del Tipnis depende la revocatoria de mandato de Evo y Linera

La Octava Marcha del CIDOB que tenía como objetivo fundamental defender el Tipnis y que logró con la Ley Corta (de intangibilidad) este propósito, se constituyó en una conquista no sólo indígena sino popular al conseguir que:

• Este sea un territorio indígena subordinado a la forma de desarrollo definido por sus propios dueños (la Subcentral Isiboro-Securre);
• Intangible a la voracidad de los ganaderos y soyeros del Beni y Santa Cruz;
• Intangible a las transnacionales petroleras que buscan gas y petróleo bajo estos suelos en contubernio con el gobierno de Evo Morales;
• Frenar la extensión de la frontera agrícola para el sembrado ilegal e inmoral de coca y la presencia del narcotráfico en este Parque Nacional-Área protegida y TCO;
• La defensa de la naturaleza (flora y fauna) y la legitimidad de un modelo distinto de desarrollo…

Todo esto, ahora es cuestionado y puesto en peligro por la tozudez y maldad del gobierno de Evo Morales, al impulsar el proyecto de construcción de la carretera por el núcleo del Tipnis, sin importarle los daños y consecuencias para los propios indígenas y para todo el pueblo boliviano, amén de impulsar una consulta posterior, es decir, que no es previa, para salirse con un capricho que debe ser debidamente contestado por el pueblo insurgente.

En la medida en que el gobierno avanza hacia el Tipnis (con su Ley de Consulta tramposa), dando cumplimiento a los intereses brasileños de pasar por Bolivia con sus mercaderías hacia Chile, debemos considerar la alternativa legal y legítima del revocatorio de mandato del Presidente y Vicepresidente, para alcanzar el recambio y reconducción de este mal proceso de cambio, desde los intereses populares, indígenas y originarios.

Si, Evo es Revocable, en la medida en que daña al pueblo y al país; genera una implosión al interior del pueblo; en tanto y en cuanto ejecuta políticas contrarias al pueblo y favorables a los agronegocios y las transnacionales (petroleras y mineras).

Durante este tiempo, la derecha política se ha pronunciado en contra de la revocatoria de mandato de Evo; es más, los empresarios privados ahora forman parte visible del gobierno al haber participado de la Cumbre Política y Social del MAS en enero del 2012 y ser invitados a la negociación entre la COB y el Gobierno en torno al conflicto desatado por el pliego de demandas de los trabajadores del país. Es más, hoy en día, los terratenientes en Bolivia poseen 32 millones de hectáreas de tierras mientras los campesinos apenas detentan 4 millones de hectáreas. Es más, mientras todos los campesinos juntos producen aproximadamente 2.2 % del Producto Interno Bruto (PIB) del país, los agro-empresarios producen el 11.8% del PIB, al margen de participar en la manufactura de alimentos que son considerados parte del sector industrial.

El gobierno de Evo Morales, no ha revertido ni una sola hectárea de tierras en manos de terratenientes y latifundistas alguno ligado a los agro-negocios. Por el contrario, existen empresarios extranjeros detentando (ilegalmente) tierras bolivianas para la siembra de soya transgénica, si soya transgénica legalizada recientemente por la Ley Nº 144 de “revolución productiva comunitaria”.

En cuanto a la reivindicación de un salario justo, el gobierno da un aumento salarial paupérrimo y reproduce los discursos y actitudes de un típico gobierno neoliberal.

El conflicto de salud permitió a los trabajadores del sector abrir los ojos y plantear su incorporación a la Ley General del Trabajo, constatando, por boca del mismo Ministro de Hacienda, que su exclusión del sistema laboral bajo la norma de la Ley del Trabajo les representa un daño económico de más de mil millones de bolivianos.

Si el Evo y sus compinches mantienen su iniciativa implosiva de tocar el Tipnis, entonces Evo debe ser revocado y el pueblo debe poner en su lugar a un hombre o mujer verdaderamente honesta y consecuente para hacer una verdadera revolución y no una caricatura de la misma.