¡¡¡La soledad de Juana Quispe Apaza!!!

\"juana\"

¡¡¡La soledad de Juana Quispe Apaza!!!



¡¡¡La soledad de Juana Quispe Apaza!!!

Mientras se desataba la parafernalia en torno al acullico y se montaba el correspondiente show en Viena de la mano del Presidente Evo Morales. Mientras el Magistrado Gualberto Cusi planteaba su desprecio por la normativa nacional para impartir justicia y confesaba que la hoja de coca era su secreto para establecer “la verdad”. Mientras esto y mucho más acontecía en el país, una mujer JUANA QUISPE APAZA estaba viviendo un calvario que duró muchos meses y tuvo su final este 13 de marzo, cuando encontró la muerte en manos de él o los asesinos, que al igual que en otros sucesos como el de Luis Espinal, el cuerpo de esta mujer fue votado a un barranco detrás del Hospital Obrero de la ciudad de La Paz, según narra la prensa.

La pregunta no sólo es quién o quienes la mataron, o por qué la mataron, también preguntaría lo siguiente:

¿Dónde estaban las de ACOBOL y ACOLAPAZ? Estas Asociaciones de Concejalas de Bolivia y La Paz que conocían de las denuncias de Juana Quispe contra los concejales y el Alcalde de Ancoraimes (Provincia Omasuyos-La Paz). ACOBOL el primer semestre del 2011 recibió, según sus propios datos 40 denuncias de acoso y violencia contra concejalas en el país.

¿Dónde estaban las dirigentes de la Federación Sindical “Bartolina Sisa”?, puesto que Juana Quispe fue miembro de dicha organización. Quiero decir que mientras ustedes se volvieron buenas para festejar los insultos y despropósitos de Evo Morales contra las mujeres (“coplas carnavaleras”), ustedes que no se pierden un acto público en el palacio presidencial (que ya sabemos que les queda chico), mientras ustedes pasean su poder por calles, plazas, ministerios y organismos internacionales, ¿no se enteraron que Juana Quispe Apaza estaba soportando un calvario en Ancoraimes?. Lloran ahora su muerte, después de haberla abandonado? ¿Van a salir a marchar pidiendo justicia? ¿Van a exigir esclarecimiento y sanción a los culpables?. Ustedes también lo son por omisión.

Juana Quispe Apaza presentó Amparos el 5 de agosto y el 14 de octubre de 2010, denunciando abuso verbal y físico por parte del Alcalde y los Concejales del Municipio de Ancoraimes, que ni siquiera la dejaban ingresar a las sesiones, por si no lo sabían y contra todo pronóstico la justicia falló a favor de Juana Quispe, pero a nadie le importó.

¿Dónde estaba la Defensoría del Pueblo? Según la prensa, el caso de Juana Quispe fue denunciado. ¿Qué dice ante el acoso político en razón de género?; por sí no lo sepa el Defensor, en Bolivia se acosa por el sólo hecho de ser mujeres, es decir, hombres que no admiten ver mujeres haciendo gestión, fiscalización y denunciando, por lo que las amenazan y agreden.

¿Dónde estaban esas ONGs de “género”? Tanta ONGs que se dedican a estudiar a las mujeres para sacar plata en nombre de nosotras y que cuando abordan las miserias que nos aquejan nos convierte en números.

¿Cuándo se aprobará el Proyecto de Ley contra el acoso y la violencia política en razón de género? Hace 11 años que se habla de esta Ley pero sigue durmiendo en la Comisión de DDHH de la Asamblea Legislativa Plurinacional.

¿Dónde estaban los del Vice Ministerio de descolonización y despatriarcalización? Que se dedican a discursear y especular sobre la “chacha warmi”, sobre que el hombre y la mujer son iguales en el mundo andino, sobre la convivencia armónica entre piedritas y florcitas, que hablan del Estado diárquico, idealizando la “sociedad comunitaria”, mientras que en sus propias narices, se campea el machismo, el racismo, la homofobia, el feminicidio, etc.

Seguramente, la nueva “Ley contra el Acoso y la Violencia Política en razón de Género” llevará tu nombre. No se cómo eras, nunca te vi personalmente, pero ahora se de tu valentía, has hecho lo que tenías que hacer, enfrentar la intriga, la corrupción, el abuso de poder, la soberbia, las estructuras mentales patriarcales y colonizadoras que no reparan en insultar, golpear, violar a mujeres que como tú han incomodado con su presencia. Lamento tu soledad frente a una institucionalidad perversa y cruel. Desde aquí, Paz en tu tumba.