Cambio climático, tocar el núcleo de fuego

25.Jul.10    Periódico Insurgent@
    ()

\"lucio\"

Cambio climático, tocar el núcleo de fuego
Reflexiones para el día internacional del medio ambiente

Lucio Gonzales Alanes
Economista


Cambio climático, tocar el núcleo de fuego

Reflexiones para el día internacional del medio ambiente

Lucio Gonzales Alanes
Economista

Realmente el Gobierno del MAS y los gandul del “proceso de cambio”, consideran que los bolivianos somos una cáfila de ignorantes, intentando proyectar el liderazgo de Evo Morales a nivel universal, han armado el tinglado de la “Conferencia de los Pueblos sobre el Cambio Climático”, reuniendo aproximadamente a 35.000 personas entre extranjeros y bolivianos en dicho evento.

Evo Morales, como un niño a quien se le regala un juguete nuevo, ha estado presumiendo y mostrando el “descubrimiento” que ha hecho su gobierno, que el Capitalismo es muerte, que la ambición, despilfarro y el espíritu depredador y de sobre explotación de los recursos naturales por parte de países industrializados estaría amenazando de muerte a la humanidad, todo está perorata lo conocemos muy bien, no hay nada nuevo bajo el sol.

Los países industrializados desde hace tres décadas, se han preocupado por las consecuencias del efecto invernadero, de la degradación del medio ambiente como consecuencia de la utilización de los combustibles fósiles en las industrias de los diferentes rubros de la economía, por el crecimiento de los deshechos, químicos y tóxicos que genera la oferta y demanda de las mercancías en el mercado, por eso se han organizado la primera Conferencia sobre el medio Ambiente y Humano auspiciado por la Organizaciones de las Naciones Unidas (ONU) realizado en Suecia–Estocolmo el año 1972 como consecuencia de los debates y análisis sobre estos temas (medio ambiente, cambio climático, capa de ozono, etc.). Se ha elaborado un informe presentado por la Ministra de Medio Ambiente de Noruega Sra. Brundtland el año 1987 denominado Comisión Bruntland, prácticamente han abordado y dejado ver sus preocupaciones sobre estos temas; en nuestro país también se realizo una cumbre denominado de las “Américas sobre Desarrollo Sostenible” el año 1996 en la ciudad de Santa Cruz, donde se ha diseñado una nueva forma de ver el desarrollo económico con el nombre de “Desarrollo Sostenible” y que toma en cuenta la dimensión económica, social, política, cultural y ecológica de los pueblos, también recomienda preservar los recursos naturales y el medio ambiente para las futuras generaciones. Se dice así mismo, que no sólo hay que preocuparse del nivel de vida sino de la calidad de vida, esta última tiene mucha analogía con la definición del “vivir bien”, porque ambos enfoques se refieren a la complementariedad entre naturaleza y hombre, a la plenitud del desarrollo en las diferentes dimensiones del ser humano en la vida cotidiana.

En el diagnóstico tanto los que hoy se preocupan del cambio climático, es decir, la Conferencia de los pueblos reunidos en Tikipaya Cochabamba y los de la Comisión reunidos en Europa los años setenta y noventa coinciden plenamente, remarcan que la causa es la ambición desmedida del capitalismo, las pautas de consumo y nuevas necesidades que éste sistema económico crea e impone a través de la publicidad a las sociedades de todo el planeta, toda esta descripción de la realidad es enormemente conocida por nuestros pueblos, es una verdad de perogrullo.

Aquí es pertinente rescatar la sentencia de Carlos Marx “no se trata de describir la realidad sino de transformarla” y en ese sentido los pachamámicos e izquierdistas del gobierno execran al capitalismo, por un lado, y por otro, contradiciendo a su discurso, son devotos de las prácticas extractivistas y expoliadoras de los recursos naturales que son inherentes al sistema que condenan, están desesperados de captar el ahorro externo de los países industrializados (EEUU, China, Rusia, y otros) y de esa forma alentar inversiones extranjeras en sectores de la minería, hidrocarburos y otros rubros, supuestamente para crear una economía soberana y productiva; lo que está claro es que el Gobierno del MAS tiene buena sintonía con la economía capitalista; explotan y producen para la exportación de materias primas como en el pasado, una vez más se repite la historia: se están acomodando en el marco de la ley del valor mundializado que según el economista marxista Samir Amin se debe entender como la “ley capitalista no sólo rige la vida económica sino que somete a todas las demás dimensiones de la vida social a la ley implacable de la acumulación del capital” (Desafíos de la Mundialización,1997); de forma tal que el gobierno que se autodenomina de cambio continua con las practicas propias del neoliberalismo y está de hinojos frente al capitalismo, entonces no se transforma ni un ápice de la realidad histórica colonial y sistémica de Bolivia.

Los asistentes a la conferencia de Tikipaya, pachamámicos, indigenistas, izquierdistas estatalistas, ecologistas, oenegistas, etc., tratan de cambiar el fenómeno aparente con discursos y resoluciones anodinas, lo fundamental es tocar el núcleo de fuego, que es el modo de producción capitalista, la esencia del capitalismo, y eso solo se hace con una verdadera transformación revolucionaria del sistema y no con planteamientos de un socialismo del siglo XXI donde hay una postura antiimperialista pero no una ruptura con el capitalismo, tampoco con el proyecto del Vivir Bien y el capitalismo latinoamericano (con autonomía frente a EEUU).